Argentinos fabrican autos eléctricos para chicos de 6 a 14 años

El próximo desafío, que ya está en carpeta, es hacer un Bugatti. Foto: Google

Una charla de amigos desencadenó el comienzo de esta historia: Juan Mercado Virasoro tenía un karting a pedal con la silueta de un viejo Fórmula 1 que usaba su hijo; un día, conversando con Rodolfo Manochi se propusieron perfeccionar y mejorar ese rodado. Ahí comenzaron con el proyecto al que luego se sumó Teddy Brea. Así, un licenciado en marketing, un ingeniero y un abogado le dieron vida a Locomóviles, la empresa que hoy fabrica pequeños autos eléctricos para chicos de entre 6 y 14 años.

La primera versión se hizo a comienzos de 2009: fue sobre un Alfa Romeo 158. Aunque era sólo una maqueta, decidieron participar con ella en Autoclásica, la muestra de autos clásicos que se desarrolla todos los años en el Hipódromo de San Isidro.

A modo de homenaje a Juan Manuel Fangio, eligieron al Mercedes-Benz W196 (con el que el balcarceño obtuvo ocho victorias en la Fórmula 1 y dos títulos mundiales, en 1954 y 1955), y la Ferrari D50, con la que el quíntuple campeón ganó tres veces en 1956 y con el que logró la corona en esa temporada también.

El próximo desafío, que ya está en carpeta, es hacer un Bugatti. Aquí la apuesta será mayor, ya que será para dos personas. "Podrán andar el abuelo con el nieto o el padre con el hijo. Creemos que será un auto más divertido, más grande, pero sin perder de vista que es un coche para chicos, que es lo que nosotros hacemos", asegura entusiasmado Rodolfo.

Traspasar fronteras

"Nuestra idea es poder exportar el producto y ya tenemos pedidos desde California. Los autos están prácticamente terminados y estamos haciendo los trámites para poder ser exportadores. En Estados Unidos hay un mercado muy importante y el futuro de Locomóviles, creemos, está en la exportación", afirma Manochi al consultarle la posibilidad que tiene la empresa de traspasar los límites del país.

Fuente: La Nación